SACAR EL MAR

Actualizado: 2 de sep de 2019


"Apologías de lo posible". Acto II. Sacar el mar. Miguel Braceli. 2016.

"Sacar el mar" es el titulo de una nueva obra de Miguel Braceli. Enunciado que convocó a una intervención de participación colectiva el día 17 de septiembre en la playa San Lorenzo de Gijón (España). Las personas se sumaron para hacer parte de este proyecto con la intención de dar forma a una idea que reta toda posibilidad. Así se desenvolvió una escultura de gran formato en movimiento, donde el paisaje cantábrico, sus habitantes y la documentación del autor convergen para materializar esta utopía en experiencia e imagen.

La performance se desarrolló a pie de playa en bajamar, aquel momento donde las olas se acercan más al horizonte y la poética de "sacar el mar" aumenta en significado. La acción fue una tarea compleja donde los participantes dibujaron en fotografías el esfuerzo por retener un mar en retirada. La obra es la construcción visual producto de las dinámicas colectivas que resultaron de esta faena.

"Sacar el mar" es una propuesta de relaciones y encuentros en el espacio público, enfrentando sus múltiples dimensiones para elaborar una obra que se desarrolla en tiempo real. Al igual que en proyectos previos desarrollados en distintas geografías del continente americano, los esfuerzos del ser humano se encontraron en tensión con las fuerzas de la naturaleza del contexto originario. La obra es el resultado del diálogo entre las personas y el paisaje, imprimiendo formas que habitan entre el proyecto y su contingencia.

"Sacar el mar" constituye el segundo acto de una serie de Miguel Braceli titulada "Apologías de lo posible". El mar es el objeto de esta secuencia de trabajos que ponen en relación la inmensidad de la naturaleza con la voluntad del hombre para crear formas que habitan entre la ficción y la realidad.

El primer acto fue realizado en la Ciudad Universitaria de Caracas en 2015 bajo la premisa de “Construir el mar”. Sobre esta obra Gerardo Zavarce, curador de esta serie, comenta: “Mediante la irrupción de la metáfora como potencia creadora de nuevas realidades, Miguel Braceli propone una coreotopía que enuncia como gesto simbólico el desbordamiento de los límites que suponen las formas naturales y arquitectónicas, así como sus sentidos históricos y formalidades estéticas. Es decir, construye una coreografía que propone llevar el mar a la Ciudad Universitaria de Caracas como deseo liberado y liberador: a través del cuerpo que habita el lugar en el acto, a través del cuerpo que habita el lugar en la acción, a través del cuerpo que subvierte el lugar en la alteración de los límites perceptivos de aquello que es concebimos como realidad.”

"Si en el acto I Construir el Mar realizado en la Ciudad Universitaria de Caracas su trabajo se centró en la construcción, en el acto II Sacar el Mar el acento se sitúa en la maleabilidad del elemento líquido. El juego y la tensión entre lo posible e imposible, en una búsqueda por desdibujar los límites de la capacidad humana, las formas de relacionarnos con el mundo convirtiendo a sus personajes en espacios proyectados y transformados a partir de un esfuerzo colectivo, en comunidad. Metáfora y belleza de la utopía como horizonte que aúna voluntades." Señala Griselda Coro Niembro, curadora de la exposición donde serán exhibidas las primeras piezas de este nuevo acto.

"Eingedenken/Recordación" es una muestra colectiva en el Museo de Ferrocarril de Asturias en Gijón (España) abierta al público hasta el 30 de octubre. Institución donde estará presente este trabajo junto a otras obras que forman parte de la residencia artística desarrollada por PACA_Proyectos Artísticos Casa Antonino. "PACA" es un espacio gestionado por Virginia Lopez, proyecto centrado en el arte contemporáneo, las prácticas ambientales y la educación artística con programas de residencias artísticas internacionales.


0 vistas